Una luz en mi camino

De tus hijos el mayor
el que más disfruta soñar despierto
que no le atormenta salir al sol
al que mas le duele estar vivo
y sin embargo
nunca me dejaste abandonado
mi suerte estuvo atada a una mala mano
pero cargaste en la manga un carta alta
para cualquier encierro

conoces bien cada movimiento en mi rutina de ajedrez
nunca te engañe, pero me hacias creerlo
eres cómplice de mis defectos
aun no estando de acuerdo

nunca te regale una flor
pero en cada abrazo, en cada broma,
en cada risa por contar historias vanas
estaba escrito…
el amor…
los te quiero…

tu brazo entumecido nunca se guardo
las mejores copas, los más exquisitos olores,
las primaveras en invierno
las monedas en un saco viejo…

la promesa que me hiciste cuando niño
esa de siempre estar conmigo
se que la cumpliras
por que cuando llegue el tiempo
(lejano por cierto)
concentiras mis ganas de vivir

no te culpes si desvie el camino
no fue tu culpa mi destino
el mr hyde que llevo dentro
se lo debo a los monstros en mi cabeza
y a lo que suena en el estereo

me diste la luz y también un buen camino
me diste los desvelos cuando caí enfermo
me diste el escalón para iniciar de nuevo
las escaleras del cielo…

4 thoughts on “Una luz en mi camino

  1. “nunca te engañe, pero me hacias creerlo”
    ELLAS siempre son la mejor complice, aunque finjan todo lo contrario..
    mmm =) LA MEJOR LUZ QUE PUDIERON PONER EN TU CAMINO..

  2. para ese amor nunca hay palabras suficientes para decirles lo mucho k las amamos. bien o mal siempre estan con nosotros ayudandonos apoyandonos aconsegandonos.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.