Juego de Ajedrez -en parodia-

El día me presume de malas expectativas
de una corriente poco febril e instigadora
de una danza ambiciosa que deja la noche en quiebra
en parodias desconocidas
sin más luz que la de tu cintura…
-déjame vivir en las alturas-
pues no hay más luna que me llene los espacios en penumbra
no hay mas sonrisa que mi alma misma sintiendo en agonía
el amor y su juego de ajedrez
sarcasmo intencional
sueños en desventaja –siempre y cuando se discuta con el Rey-
en ocasos de madera y con una fina mueca de miel.

Me busca tu beso materializado en letras y papel
auténtica receta de alquiler,
para amarrar las horas libres al cielo
y aventar alguno que otro silencio en duelo,
bendito consuelo de mareo
curando la nostalgia pero ensuciando la pos venganza,
maldita incomprensión…
de una negación de forma casi compulsiva
como una conducta viciosa que sabe de demencia
y alteraciones con despedidas prematuras.

Gano de mi lado el juego de muestra
con la fotografía de las piezas en volcanes de rabietas,
a cuadros negros mi pintura de reversa
y aunque nunca lo resuelvas,
las leyendas se guardan en avaricia y piedras negras.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.