A salud…

Un millón de letras, versos, musas, puestas de sol, días nublados, propuestas descaradas, inhibiciones, besos fríos, la misma luna pero con mil nuevas historias incrustadas en su secreto (a mi cuenta, las deudas del mes de Enero)… confesiones arrancadas, declaraciones expuestas en alcohol…todo eso y mas celebran un segundo aniversario e hicieron de nuestros días un canto de compasión, de aprendizajes robados y al final, lo que nos queda, es eso que nos identifica, que nos define, que nos motiva aun cuando el corazón insiste en que está en decadencia, ese algo que a nosotros, como parte de Locura Transitoria nos impulsa a compartir nuestra imaginación plasmada, inestables emociones en las palabras, experiencias vetadas, amaneceres disfrazados que pintamos a lápiz y letra…

Un año mas con esta locura bailando al ritmo de nuestras notas, este aniversario lo festeja también Le monique, que aprovecho, por cierto, para darle la bienvenida a esta danza de desinhibidas letras…

En esta travesía una telaraña me obligó a bajar del tren, pero siempre guardé conmigo el pase para abordar sin fecha de caducidad. No supero el vendaval pero aprendo a vivir con la maleta llena y a jugar como disponga el arrebato de no “volver a soñar”.

Momentos de miel cobijaron noches en desvelo, pero nunca falta el paso que hace trastabillar, hasta ahora comprendo, que es parte del juego…
Una montaña de cenizas ahogaron el anhelo de un viaje que nunca transité, las viejas voces se perdieron en el camino, un año en el que abrí una puerta y el corazón vive en estado de desmayo al cerrar otra… el altar se quemó y con el mis oraciones extraviadas, no estaría de mas recuperar la tinta desgastada de las amarillentas cartas…

El amor revolcó mis inestabilidades y al final, como nunca, me aprisionó en una libertad sin condición, sorpresas inesperadas de la calamidad, mi boca no sabe pedir más, pero como de costumbre, continúo sin quererme fiar.

(Un viejo otoño me arrastra, la caridad del poder del cielo no me alcanza para poder saldar peticiones especiales, así que octubre se mezcla con enero y pinta julio para seguir escribiendo mi miedo de nunca perderte…)
Un año mas con tu fantasma persiguiendo mi almohada, inspirando mis frías sabanas, empiezo a creer, hasta hoy, que es verdadera eternidad de lo que tu boca hablaba…mi “brillo de atardeceres”…

Gracias por acompañarnos, por leernos, un brindis por los que se sintieron identificados con alguna extrañeza nuestra, por los que nos visitaron por primera vez, por los que nos siguen los pasos desde el inicio de este blog…
Tiempo de celebrar, por entregarle a los versos el corazón, por excedernos en las exageraciones de la utopía, por reservarnos las prudencias, cantar vacías notas y aun conservar la fragancia que perfuma los momentos perpetuados por el amor, por la ambición de sentir una vez mas esa adrenalina, acariciar la aventura, lidiar con las amarguras que nos quitan el aliento para recordarnos que la vida corre por nuestras venas..

Y el festejo sigue mientras la música no deje de sonar a nuestros oídos, al sonido de la inspiración de los autores de Locura Transitoria, que sin ellos, no habría vida en cada línea…
Tiempo de levantar la copa por dos años con pasiones pintadas de frases bohemias, por los amores de estación que dejan su huella, por los lectores y por lo que nos mueve a ser unos falsos poetas…

Salud…

One thought on “A salud…

  1. Salud! que esta copa podamos levantarla una vez mas…

    Gracias por regresar a esta barco, y perderte en cada naufragio en la isla de la imaginacion y la luna de la irrealidad..

    Gracias, y Salud!

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.